Tips

CONCEJOS

Viajar es un arte que requiere cierta preparación y que debe hacerse con la debida anticipación. Aquí algunos consejos básicos que te ayudarán:

Prepara los documentos que vas a necesitar: Pasaporte, boletos aéreos, boarding pass o tarjeta de embarque. De preferencia, saca una copia impresa de cada uno y colócalas en el equipaje de mano. Cuida de no llevar objetos como aerosoles, explosivos y sustancias inflamables. Tampoco objetos que puedan ser usados como armas; si piensas llevar regalos, investiga las normas específicas del país al que irás. Averigua en la aerolínea el tamaño permitido para el equipaje de cabina (el que se guarda en los compartimentos altos del avión) y el peso máximo del de bodega. Un truco muy útil para optimizar el espacio de tu maleta es enrollar las prendas y sujetarlas con ligas. No olvides llevar en el equipaje de cabina una muda completa de ropa por si tienes algún inconveniente con tu equipaje.

Duerme unas horas antes de salir rumbo al aeropuerto y lleva un libro que te acompañe durante el viaje. Pon en tu bolso de mano algunos caramelos para minimizar cualquier molestia producida por el cambio de presión, especialmente durante el despegue y aterrizaje. Además, si el viaje será largo, lleva algunos bocaditos o sánguches y, después de pasar por el Check In, compra en la sala de embarque una botella de líquido. Si viajas con niños pequeños, no olvides llevar a mano su leche y comida. Casi todas las aerolíneas permiten calentar estos alimentos en el microondas a bordo.

Durante el vuelo lleva ropa cómoda, que no te apriete y que sea fácil de sacar, especialmente si vas a destinos calurosos y si el viaje durará muchas horas. Recuerda que el avión está climatizado para que viajes fresco. Un consejo especial, acorde con la época, es no usar almohadas, audífonos y otros implementos que te preste la aerolínea, que no suelen ser desinfectados adecuadamente y pueden ser un foco de contagios.